Blog

14 de abril Dia Internacional de la Enfermedad de Chagas

7 abril, 2022 by in Revisiones

Ao longo da história, a transmissão da doença de Chagas teve como principal mecanismo a vetorial, às custas do Triatoma infestans, triatomíneo que melhor se adaptou ao tipo de moradia frequente nas regiões rurais, feitas de paredes de barro, com rachaduras nas quais este inseto encontrou condições ideais para procriação e sobrevivência. Nas moradias e seus arredores, havia muitos animais, como mamíferos, aves, além dos humanos que lá habitavam. Portanto alimentação farta a estes hematófagos. Este tipo de transmissão foi o grande responsável pela quantidade significativa de pacientes com esta enfermidade no Brasil. Campanhas de erradicação deste triatomínio tiveram êxito e diminuíram seu número a quantidades de pouquíssima importância epidemiológica. Paralelamente, porém com menor importância, a transfusão de sangue teve também seu papel, haja vista o pouco cuidado dispensado ao sangue e seus derivados a serem transfundidos. Decreto do Ministério da Saúde do Brasil, na década de 1990 obrigou todos os Bancos de Sangue do território nacional a realizarem pelo menos duas técnicas de exame do soro para detecção dos anticorpos contra o Trypanosoma cruzi. Desta forma, a transmissão transfusional diminuiu significativamente, deixando de ter importância epidemiológica. Nas últimas décadas, tem-se observado grande número de casos agudos de Doença de Chagas na região Norte do nosso país, a chamada Amazonia Legal. Houve demonstrada relação deste fato com a ingesta muito frequente na região de suco de açaí, costume importante. Observou-se ainda que as árvores (palmeiras) de açaí, que produzem frondosos cachos da fruta, também eram “habitat” de triatomíneos (Panstrongylus geniculatus, Rhodnius pictipes, Rhodnius robustus) e seguramente estes insetos infectados com o T cruzi eram moídos juntamente com os frutos, disseminando portanto a forma oral de transmissão que é a mais importante epidemiologicamente falando, nos dias de hoje no Brasil. O que chamou atenção é que nestes casos agudos por transmissão oral, a gravidade clínica é muito maior que aquela observada na transmissão vetorial, provavelmente pela ingesta de grande número de parasitas, com grande invasão celular.

Desta forma, hoje no Brasil, a forma de transmissão oral é a mais importante, o que tem necessitado providências dos órgãos governamentais.

Eu costumo dizer, parafraseando Euclides da Cunha, que “O portador de Doença de Chagas, assim como o sertanejo, é antes de tudo um forte”.

Hablar de la importancia del Día Internacional de las Personas con Enfermidad de Chagas es fundamental porque esta fecha advierte sobre esta enfermedad tropical desatendida que afecta a millones de personas no solo en América Latina, sino que ganó otras partes del mundo con la globalización y las migraciones latino-americanas a otros países y continentes.

A lo largo de la história, la transmisión de la enfermedad de Chagas ha tenido como principal mecanismo vector, causado por Triatoma infestans, un triatomino que mejor se adaptó al tipo de vivienda común en las regiones rurales, construidas con paredes de barro, con grietas en las que este insecto encontró condiciones ideales. para la reproducción y la supervivencia. En las viviendas y sus alrededores, había muchos animales, como mamíferos, aves, además de los humanos que vivían allí. Por lo tanto, alimento abundante para estos hematófagos. Este tipo de transmisión fue en gran parte responsable por el importante número de pacientes con esta enfermedad en Brasil. Las campañas de erradicación de este triatomino fueron exitosas y redujeron su número a cantidades de muy poca importancia epidemiológica. Al mismo tiempo, pero con menor importancia, también jugó un papel la transfusión de sangre, dado el poco cuidado que se le daba a la sangre y sus derivados a transfundir. Decreto del Ministerio de Salud de Brasil, en la década de 1990, obligó a todos los Bancos de Sangre del territorio nacional a realizar al menos dos técnicas de examen del suero para la detección de anticuerpos contra Trypanosoma cruzi. De esta manera, la transmisión transfusional ha disminuido significativamente y ya no tiene importancia epidemiológica. En las últimas décadas se ha observado un gran número de casos agudos de Chagas en la región norte de nuestro país, la denominada Amazonía Legal. Hubo una relación demostrada entre este hecho y la muy frecuente ingesta de jugo de açaí en la región, una costumbre importante. También se observó que los árboles de açaí (palmeras), que producen racimos frondosos del fruto, también fueron “hábitat” de triatominos (Panstrongylus geniculatus, Rhodnius pictipes, Rhodnius robustus) y seguramente estos insectos infectados con T. cruzi fueron molidos junto con los frutos, difundiendo así la forma de transmisión oral que es la más importante epidemiológicamente hablando, hoy en día en Brasil. Lo que llamó la atención es que en estos casos agudos por transmisión oral, la gravedad clínica es mucho mayor que la observada en la transmisión vectorial, probablemente debido a la ingestión de una gran cantidad de parásitos, con gran invasión celular.

Así, hoy en Brasil, la forma de transmisión oral es la más importante, lo que ha requerido la acción de las agencias gubernamentales.

Suelo decir, parafraseando a Euclides da Cunha, que “La persona con Chagas, como la gente del campo, es, ante todo, fuerte”.

_______________________________________

Dra. Claudia da Silva Fragata

Seção Médica de Eletrofisiologia

Instituto Dante Pazzanese de Cardiologia

Av. Dr. Dante Pazzanese, 500

CEP: 04012-918
São Paulo (SP) – Brasil

    Las Sociedades de Cardiología de Suramérica son todas miembros activos de la Sociedad Sudamericana de Cardiología.

    Dirección

    Av.Garibaldi 2593, Montevideo 11600, Uruguay.

    Teléfono

    (5982) 4806567

    Telefax
    (5982) 4806567

    Correo electrónico

    secretaria@sscardio.org